Patrocinadores

Top Ten

Tras asesinato de sacerdotes, Obispo pide a grupos criminales respetar la vida en México

 

Foto referencial: Pixabay dominio público

 

 

Redacción / 7 de febrero de 2018.- El Obispo de Chilpancingo-Chilapa (México), Mons. Salvador Rangel, pidió a los miembros del crimen organizado que respeten la vida de los presbíteros, la población en general y que no cometan más crímenes, esto a raíz del asesinato de los sacerdotes Iván Añorve Jaimes y Germaín Muñoz García.

El obispo de esta diócesis ubicada en Guerrero, uno de los estados más violentos del país, dijo a Excelsior Tv que “se puede lograr la paz, porque se ha podido dialogar con ellos. En la medida de mis posibilidades, yo los invito a que no cometan crímenes, que no secuestren, que no cometan delitos. De alguna manera yo prefiero estar cerca de ellos que estar lejos o ser su enemigo”.

“Si el gobierno dialoga con ellos para simplemente delimitar los territorios, para que no se invadan unos a otros, sería una manera de poder empezar a sembrar un poco de paz en esta tierra. Yo estoy seguro de que en este diálogo se pueden conseguir muchas cosas”, prosiguió.

El Obispo de Chilpancingo-Chilapa (México), Mons. Salvador Rangel, pidió a los miembros del crimen organizado que respeten la vida de los presbíteros, la población en general y que no cometan más crímenes, esto a raíz del asesinato de los sacerdotes Iván Añorve Jaimes y Germaín Muñoz García.

El obispo de esta diócesis ubicada en Guerrero, uno de los estados más violentos del país, dijo a Excelsior Tv que “se puede lograr la paz, porque se ha podido dialogar con ellos. En la medida de mis posibilidades, yo los invito a que no cometan crímenes, que no secuestren, que no cometan delitos. De alguna manera yo prefiero estar cerca de ellos que estar lejos o ser su enemigo”.

“Si el gobierno dialoga con ellos para simplemente delimitar los territorios, para que no se invadan unos a otros, sería una manera de poder empezar a sembrar un poco de paz en esta tierra. Yo estoy seguro de que en este diálogo se pueden conseguir muchas cosas”, prosiguió.

No es la primera vez que Mons. Rangel propone el diálogo con los grupos criminales. En marzo de 2017 dijo que “al ver que habían amenazado a algunos sacerdotes, incluso uno de manera muy grave, me di a la tarea de ir viendo a estas personas y dialogar con ellas”.

Mons. Rangel relató que se contactó a través de terceras personas y que en sus encuentros dijo a los líderes de los grupos criminales que con la muerte “no podíamos arreglar nada”. “Como Obispo debo buscar el diálogo y la paz”, agregó.

 

 

Fuente: https://www.aciprensa.com/

 

0
0
0
s2sdefault